lunes, 23 de julio de 2018

Documentos secretos del FBI acusan a un ex asesor de Trump en el Rusiagate

La agencia denunció que Carter Page ha estado colaborando y conspirando con el gobierno ruso.

Documentos secretos revelados hoy muestran que los investigadores del FBI están convencidos de que Carter Page, un ex asesor de campaña del presidente Donald Trump, estaba “colaborando” con Rusia mientras trabajaba para influir en las elecciones nacionales de 2016.

Pese a tener secciones censuradas, los polémicos documentos judiciales revelan que el FBI le dijo al Tribunal de Vigilancia de Inteligencia Extranjera que Page “ha estado colaborando y conspirando con el gobierno ruso”. La agencia también sostuvo que “Page ha sido blanco de los intentos del gobierno ruso por reclutarlo” como informante.

Este material, difundido por The New York Times y otros medios estadounidenses, son de 2016 y salió a la luz gracias a la Ley de Libertad de Información. La publicación del informe se produce una semana después de que el fiscal especial encargado de investigar las injerencia del Kremlin en los comicios estadounidenses inculpara a 12 agentes de inteligencia rusos por haber pirateado computadoras del Partido Demócrata. También luego de que, en su cumbre con el ruso Vladimir Putin en Helsinki, Trump desacreditara a sus servicios de inteligencia, negando una influencia de Moscú en la elección que lo llevó al poder, el célebre “Rusiagate”.

Los documentos fueron parte de la solicitud que funcionarios del FBI presentaron ante la corte encargada de casos de espionaje para obtener la autorización de vigilar a Page.

Trum respondió calificando el tema como una conspiración partidista e “ilegal”. “Se podría decir cada vez más que la Campaña Presidencial de Trump fue ilegalmente espiada para que obtuviesen beneficios políticos la deshonesta Hillary Clinton y los demócratas”, escribió en Twitter el presidente. Luego anunció: “Exijo aquí, y mañana lo haré oficialmente, que el Departamento de Justicia investigue si el FBI infiltró o vigiló la campaña Trump con fines políticos”.

El presidente estadounidense dijo además que se debe saber si “esas peticiones o solicitudes fueron hechas por personas de la administración Obama”.La vigilancia a Page se convirtió en un asunto polémico entre legisladores republicanos y demócratas. Adam Schiff, el más alto miembro demócrata en la Comisión de Espionaje de la Cámara baja, dijo que los documentos detallan “por qué el FBI estaba tan preocupado de que Carter Page pudiera actuar como agente de una potencia extranjera”. “Fue una buena solicitud y renovaciones aprobadas por cuatro diferentes jueces nombrados por tres diferentes presidentes republicanos”, agregó en “This Week”, de ABC.

El republicano Marco Rubio también estuvo en desacuerdo con Trump y dijo que no cree que el FBI hiciera algo inapropiado al obtener autorización judicial para ir en contra de Page. “Sobre este asunto tengo una manera de pensar diferente a la del presidente y la Casa Blanca”, resaltó Rubio en el programa “Face the Nation”, de CBS. “Ellos no espiaron a la campaña según lo que he visto hasta ahora. Aquí hay una persona que ha alardeado abiertamente sobre sus vínculos a Rusia y los rusos”, dijo.

El The New York Times aclaró que un juez aprobó el documento inicial de vigilancia telefónica contra Page, una autorización ratificada posteriormente por otros magistrados. En el documento, redactado un mes antes de la victoria de Trump, el FBI dice creer que “los esfuerzos del gobierno ruso son coordinados con Page y tal vez con otros individuos asociados a la campaña del Candidato #1”, en referencia al republicano. “Page estableció relaciones con funcionarios del gobierno ruso, incluidos agentes de inteligencia”, agrega el texto.

Carter Page, que hasta ahora no ha sido inculpado, reiteró hoy a la CNN que no es cierta la afirmación del FBI: “Nunca he sido un agente de un poder extranjero”, sostuvo.
¿Que sentís?
descripcion de la imagen