viernes, 13 de julio de 2018

Matthysse saca pecho y le avisa a Pacquiao: "Todavía no se ha enfrentado a la máquina"

El argentino llega como campeón wélter a la pelea del sábado en Kuala Lumpur. El filipino quiere robarle el cinturón y cerrar su exitosa carrera de la mejor manera.

Los condimentos ya están distribuidos en Kuala Lumpur a la espera del plato tan esperado, una de las peleas más atrayentes del año boxístico: de un lado espera Manny Pacquiao, con toda su gloria atrás y en lo que podría ser la última pelea de su carrera, con casi 40 años. Del otro está el campeón, el chubutense Lucas Matthysse, que no se achica y quiere ganarles a los pronósticos.

"Es un gran campeón pero todavía no se ha enfrentado a la máquina", dijo este jueves el argentino, campeón mundial del peso welter de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB). El mensaje, típica chicana de las previas de los combates, tiene como destinatario al filipino Pacquiao.

"Si decide retirarse después de que lo haya batido, será su decisión, pero yo estoy aquí para defender mi título", agregó Matthysse en rueda de prensa.

Pacquiao, que cumple 40 años en diciembre, no se sube a un cuadrilátero desde que perdió por puntos con el australiano Jeff Horn por el cinturón de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) de los welter, el 2 de julio de 2017.

Pero las credenciales le sobran: es el único boxeador de la historia en haber conseguido títulos mundiales en ocho categorías de peso diferentes.

Matthysse llega a la gran velada del sábado (en la medianoche argentina, domingo al mediodía en Malasia) con 39 victorias, 36 de ellas por nocaut, y cuatro derrotas. Y con el cinturón de campeón del mundo welter por la AMB que logró en enero al noquear al tailandés Tewa Kiram.

Fue después de haber visto ese combate que Pacquiao decidió enfrentar al púgil argentino. "Pienso que nosotros dos sobre el ring podemos hacer un buen combate y que va a gustar a los aficionados", declaró la leyenda filipina.

Pero el equipo de Pacquiao es consciente de la dificultad del combate. "Este chico, Matthysse, es mucho mejor que Jeff Horn y golpea mucho más fuerte", señaló a la AFP Justin Fortune, preparador físico de Pac-Man.

El entrenador del argentino, Joel Díaz, avisa de sus intenciones: "Nos hicieron falta 14 años de trabajo duro para que Lucas se convirtiera en un campeón. No llegó hasta aquí para abandonar su cinturón. Tenemos todo listo, Matthysse no está aquí por un cheque, está aquí para dar el título a su gente".

La última caída del chubutense fue frente al ucraniano Viktor Postol por los superligeros del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) en octubre de 2015.

Elegido senador en 2016, Pacquiao, héroe nacional en Filipinas, se retiró ese mismo año, pero regresó unos meses más tarde. En noviembre de 2016 ganó el título welter de la OMB, que luego perdió ante Horn.

Tras 23 años de carrera, en mayo declaró que su actuación ante Matthysse, en la que buscará la 60ª victoria en su palmarés, le servirá para tomar una decisión sobre una posible retiro definitivo.

(Fuente: AFP)
¿Que sentís?
descripcion de la imagen