Domínguez disparó con munición gruesa en Colón en una conferencia picante

Luego de la caída de local ante Banfield 2-1, el DT fue autocrítico tras quedar fuera de carrera y otra vez cargó contra la dirigencia nacional por la organización de los torneos: "El fútbol argentino es así y nos mal acostumbramos a eso".


La derrota como local (la tercera en fila) de este lunes por la noche ante Banfield dejó a Colón sin chances de pelear por un lugar en la Copa Libertadores. Otra vez defeccionó en un momento clave y por eso, será cuestión ahora de cerrar esta atípica temporada por la pandemia del coronavirus de la manera más decorosa.

Precisamente después del partido, el DT Eduardo Domínguez hizo un análisis y dejó frases picantes: "Creo que fue un partido parejo. Sabíamos las virtudes del rival. Son muy fuertes en las contras y la pelota parada. Trabajamos en ese aspecto, pero son buenos en eso. Hay que reconocerlo y no pudimos defenderlos de la mejor manera. Ellos no tuvieron muchas, pero marcaron. El daño nos podía venir de esas situaciones y nunca pudimos contrarrestarlas, sobre todo en el segundo tiempo. Fue un partido parejo, que empezamos controlando y ellos después se animaron. Encontramos el gol en un momento, pero en el segundo nos costó por lo que dije antes de la pelota parada".

"Ellos apuestan a esas situaciones. Uno de los puntos más fuertes es su salida de contra y lo hacen de buena manera, con jugadores rápidos. Te cierran los caminos y nosotros no estuvimos finos en la circulación. No tuvimos situaciones de gol salvo la última, eso es verdad. Nos costó y no queda otra que seguir trabajando y mejorando para saber cómo salir de estos partidos", agregó el conductor sabalero.

Luego, explicó por qué no fueron titulares Olivera y Bernardi: "Emmanuel salió en el entretiempo del partido anterior con un dolor que tuvo toda la semana y lo hablamos, que no iba a llegar. Mientras que Christian tiene una fisura y buscó infiltrarse, pero no sentía lo necesario, entonces era muy complicado que pudiera ser titular. Apostamos a Facundo (Farías), porque Tomás (Chancalay) venía de entrenar solo dos días tras dar positivo".

Pero después vino lo más contundente de la conferencia virtual, respecto a lo corto que es el plantel en cuando a jerarquía: "Es la realidad del fútbol argentino. Cuando hubo que levantar la mano para algunas cosas, todos aceptaron, como la quita del descenso y demás. Entonces, los planteles como este de Colón, son más cortos. Se les da así lugar a los chicos, pero ya se fueron cinco entrenadores. Somos argentinos y un día decimos una cosa y al otro día otra. Buscamos representar al club elevando el estatus. Nos está costando de local y nos duele mucho, pero la realidad es que somos poquitos y en el club lo saben. Hay que darles tiempo, espacio y paciencia a los chicos, sin apresurarlos para que no caigan en esta carnicería que es el fútbol argentino. Hay que prepararlos y no tirarlos así porque sí".

Enfatizando en las acciones que terminaron en goles de Banfield, aseveró: "No lo llamaría desconcentración. Creo que es más por potencial del rival. Queríamos equiparar las situaciones, pero no pudimos. No lo pudimos contrarrestar. El balance de este segundo segmento del torneo no es positivo, pero hay que seguir creciendo tratando de encontrar alternativas, sin dejar de pensar en sumar para saber dónde estamos parados realmente, de cara al próximo torneo. En ese sentido, iremos por una mejora en el rendimiento sin saber cómo será el bosquejo que se viene. Al no haber descensos no se juega por nada y como se hace todo así nomás, es complicado ver las cosas. El fútbol argentino es así y nos mal acostumbramos a esa situación".

Publicar un comentario

0 Comentarios